HORARIO
Clan SVT-40
Estadísticas
Tenemos 166 miembros registrados.
El último usuario registrado es ferbetera.

Nuestros miembros han publicado un total de 1012 mensajes en 675 argumentos.
Últimos temas
» Capturas de Partidas
Jue 16 Jul - 18:32:46 por kaynesh

» [Crusader Kings II] Creación de Hispania.
Jue 16 Jul - 13:12:34 por SVT**Gele81

» Los ultimos guerrilleros
Sáb 11 Jul - 2:51:58 por Compañia

» Exilio
Sáb 11 Jul - 2:49:36 por Compañia

» Los niños de Rusia
Sáb 11 Jul - 2:47:08 por Compañia

» El sueño derrotado
Sáb 11 Jul - 2:44:14 por Compañia

» La guerra cotidiana
Sáb 11 Jul - 2:38:59 por Compañia

» La batalla del Jarama
Sáb 11 Jul - 2:34:44 por Compañia

» La Aventura de la Historia
Sáb 11 Jul - 2:30:39 por Compañia

»  La guerra civil española
Sáb 11 Jul - 1:28:48 por Compañia

WEB Clan SVT-40
Click en la imagen
Comunity Of Modders
Click en la imagen
Grupo STEAM SVT-40
Click en la imagen
Twitter
Click en la imagen
GRUPO OPERACIONAL 9 ARMA 3
Click en la imagen

Cerco de Leningrado [2]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Cerco de Leningrado [2]

Mensaje  Compañia el Dom 8 Abr - 0:00:54


A mediados de setiembre las fuerzas alemanss detienen la ofensiva contra Leningrado y consolidan el cerco alrededor de la ciudad. Las controvertidas órdenes emitidas por la OKW son incomprensibles para los hombres que después de enormes sacrificios estaban listos para conquistar la ciudad. El foco de la operación en el Frente del Este está ahora en el sur. Mientras tanto a von Leeb sólo le queda consolidar las posiciones alrededor de Leningrado.



21 de setiembre de 1941

El 21 de setiembre el II Ejército Soviético es arrasado rindiendo 12.000 efectivos que marchan al cautiverio. Entre el material capturado por los alemanes se cuentan 300 cañones, 500 lanzagranadas y 244 tanques. Los alemanes llegan a Schlüsselburg el cerco de Leningrado es completado. En un cuadrilátero que va desde el Istmo de Aunus, entre el Ladoga y el Onega y que se extiende hasta el Istmo de Carelia y desde Schlüsselburg hasta Peterhof, nadie entra o sale de la ciudad. El dilema de los soviéticos es cómo abastecer a la población, pues todas las vías están cortadas. Los generales Gororv y Meretskov llegan a la conclusión que la única forma es tender un ferrocarril en las prematuramente congeladas aguas del Lago Ladoga. El invierno amenaza ser muy crudo.

Miles de hombres comienzan a tender las vías, pero el primer convoy que avanza apenas 10 Km., descarrila por el movimiento del hielo. Sólo queda cruzar el lago con camiones desde Kaboga y Lidnia, a Morie en la orilla opuesta del lago. Como en Londres habían recibido la noticia del proyecto de ferrocarril, la BBC siguió llamando "el tren de hielo" a los convoyes que noche a noche cruzaban el lago.

Los finlandeses envían patrullas nocturnas de Sissits para atacar los convoyes, mientras los rusos lanzan paracaidistas sobre la selva de Raikkola para ir en su búsqueda. Muchos quedan colgados de los árboles cuando son cazados por los Sissits. Durante las tres horas de luz al día se hace una tregua, que no siempre era respetada, para recoger a los muertos y heridos casi congelados. Dos años dura el asedio y los combates, pero los cinco millones de habitantes de Leningrado no se rinden, sólo sobreviven o mueren. En la Plaza del Almirantazgo, Plaza del Heno, la Perspectiva "25 de Octubre" o el Parque de las Islas, el silencio es sólo roto por el disparo aislado que cobra una vida.

La fábrica Putilov, una de las fundiciones de acero mayores del mundo; el Instituto Smolny, antiguo internado para señoritas de la nobleza, que sirvió a los bolcheviques de cuartel general en 1917; el Palacio de Invierno; el Museo Ermitage; el Canal Fontanka, en todos esos lugares resisten miles de personas al borde de la inanición. La Fábrica Kirow, Instalaciones Metalúrgicas "25 de Octubre", Altos Hornos Vorochilov, fábricas del barrio Uritzij y los suburbios de Potrowski, Decabristi, Vassiliotrovski, Wibergski, Kransnovgardienski, Piscarevka, Ribalskaia, parecen inmensos hospitales de gente famélica, junto con la catedral de San Isaac, el Palacio Tauride. Por su parte, el tifus lleva su propia cuenta de dos mil bajas cada día.

Ante los ataque alemanes, pronto el cuadrilátero se convierte en tres islotes, Cronstadt, Tetleben y Kranoarmieski. La flota rusa del Báltico sigue presa en el hielo formando otro islote, son sesenta naves de todo calado: los acorazados Marat y Revolución de Octubre; los cruceros Kirov y Máximo Gorki, cincuenta submarinos y un buen número de barcos menores. Toda su artillería antiaérea impide el ataque de los Stukas. La artillería de grueso calibre de los buques bate las carreteras impidiendo que las baterías alemanas de campaña se pongan a distancia de tiro.


Los finlandeses acostumbrados a ese tipo de batallas, resisten bien en sus escondrijos bajo la nieve. La ciudad de Viipuri ha sido arrasada por los rusos que al evacuarla la dinamitaron con cargas activadas por radio. Noche a noche los Sissits salen a abordar los barcos rusos, los cuales abandonan luego para ser recuperados más tarde por los marineros soviéticos. Es como un juego de toma y daca.

Los hambrientos perros antitanque, entrenados para buscar comida bajo los Panzers, todas las noches son soltados en la tierra de nadie, con su carga de dinamita sobre sus lomos. El Mariscal Budienny estaba orgulloso de su invento que eliminó docenas de Panzers.

La línea Dnieper-Smolensko-Lago Ilmen fue alcanzada a mediados de julio, pero las fuerzas rusas no fueron vencidas. En Bialystok miles de rusos escaparon del cerco alemán por falta de efectivos para cubrir los huecos. En agosto la situación en el frente alemán se complicó cuando los rusos contraatacaron en Staraia Russa dirigiéndose a Dno, donde se hace evidente la debilidad del XVI Ejército alemán.

12 de noviembre de 1941

Llega el invierno y el 12 de noviembre la temperatura marca 15° bajo cero, baja a 22° al día siguiente y el día 20 la temperatura llega a 30° bajo cero. Es el peor invierno en los últimos 40 años y el 2 de diciembre se registra la temperatura más baja: 40° bajo cero.

Sin duda alguna, Leningrado hubiera podido ser ocupada en septiembre, a sólo tres meses del inicio de la campaña. Eso hubiese significado para el enemigo la pérdida de unas 40 divisiones y de un centro importante de producción de armamento. Para los alemanes hubiera representado la conquista de una ciudad clave y, sobre todo, de una línea libre de las amenazas de las heladas y de los partisanos.

La renuncia a este objetivo primordial dentro de la Operación Barbarossa produjo un efecto exactamente contrario a lo que se pretendía con él: todo un Ejército alemán, el Ejército XVIII, tuvo que concentrarse a las puertas de la ciudad, y allí permaneció durante tres años. Sin embargo, la capital no estaba totalmente cercada. En invierno, cuando los pantanos, ríos y lagos se encontraban helados, Leningrado recibía ayuda extenor sin que los alemanes lograran impedirlo, simplemente no tenían suficientes efectivos para impedir los huecos en el cerco. Las fábricas de carros de Leningrado, las de cañones y municiones, se mantuvieron en producción durante toda la guerra sin que los alemanes pudiesen evitarlo.


avatar
Compañia

GALICIA

Cantidad de envíos : 1607
Fecha de inscripción : 01/09/2009
Localización : Valencia

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.